Establecer relaciones sanas en el trabajo. Vínculos que te ayudan a crecer.

Establecer relaciones sanas en el trabajo

En tus relaciones laborales pueden surgir relaciones que bloqueen tu potencial. Relaciones que dañan tu crecimiento profesional y personal. Hoy vamos a ver cómo establecer relaciones sanas en el trabajo.

Todas las relaciones personales tienen diferentes grados de intimidad. No vas a tener el mismo nivel de confianza con todas las personas que te rodean.

Pero lo importante de todas las relaciones es crear relaciones sanas, que nos ayuden a crecer.

Evita relaciones tóxicas.

Este tipo de relaciones son aquellas que nos producen algún tipo de daño.

Si no sabes si esas teniendo una relación tóxica con algún compañero o amigo, pregúntate lo siguiente:

¿Me ayuda a mejorar?, ¿Está dispuesto a ayudarme y escucharme

Si has contestado negativo a estas preguntas deberías estar en alerta.

Probablemente te estás encontrando con una persona tóxica.

Intenta evitar ese tipo de relaciones laborales. No te ayudarán a mejorar ni a crecer ya que suelen contagiar esa actitud negativa.

Rodéate de gente que sume.

Es muy importante establecer relaciones sanas en el trabajo.

El entorno laboral es un lugar de desarrollo mental y personal muy importante en nuestras vidas.

Si, como hemos visto, nos rodeamos de personas negativas o tóxicas, veremos truncados nuestros objetivos de crecimiento personal y profesionales. Esto puede crearnos frustraciones en nuestras vidas personales.

Pero no todo es malo. En nuestro espacio de trabajo nos encontraremos con gente que sume. Que quiera ayudarnos a crecer y que quieran crecer con nosotros. Aprender unos de otros y evolucionar.

Al establecer relaciones sanas en el trabajo veremos nuestro día a día de forma diferente.

Estaremos motivados, cómodos y con ganas de llegar a más.

De la misma forma, esto repercutirá en nuestra actitud, en nuestra vida personal. Nos sentiremos mejor con nosotros mismos y con los demás.

Aprende a identificar a las personas que no te aportan nada y comienza a establecer relaciones sanas en el trabajo.